Green Zones

«Las áreas verdes son espacios de vital importancia dentro de una institución educativa ya que ayuda a los estudiantes a tener mejor concentración en sus actividades porque brinda una sensación de paz y tranquilidad, dichos efectos positivos se manifiestan en la conciencia ambiental o ecológica».

8 beneficios de los espacios verdes en las Colegios.

Las zonas verdes son elementos clave para mantener una buena calidad educativa y favorecer el bienestar de los alumnos. A continuación te dejamos 8 beneficios de las áreas verdes que tienen en la educación de tus hijos.

1. Mejoran el desarrollo mental.

El Centro de Investigación en Epidemiología Ambiental en Barcelona, realizó pruebas de rendimiento mental a 2,593 niños de 7 a 10 años que asisten a 36 escuelas primarias, durante un año. Se encontró que al estudiar en un ambiente con espacios verdes, los cerebros de los niños se desarrollan más rápido y sus capacidades mentales mejoran; además de que es un amortiguador de contaminantes ambientales urbanos tanto visuales, como auditivos.

2. Mejorará su memoria y su concentración

De acuerdo al estudio realizado, las escuelas que aumentaron las áreas verdes redujeron la proporción de niños con problemas de desarrollo de la memoria de trabajo en un 9%. Además de que  la memoria de trabajo general de los participantes aumentó en un promedio del 22,8% y la memoria de trabajo superior en un 15,2%, mientras que la falta de atención disminuyó en un 18,9%.

3. Desarrollarán una conciencia ecológica

La falta de áreas verdes puede provocar que la escuela tenga mayores temperaturas, un aspecto estético pobre y que los alumnos no valoren los recursos que la naturaleza nos ofrece.

De ahí la importancia de implementar actividades que favorezcan y promuevan valores de cuidado del medio ambiente y el buen uso de los recursos para contribuir a la mejora de este creando con ello un desarrollo sustentable. Cuando un niño se desarrolla en un área la cual cuida la ecología, aprenden a adaptar estos conocimientos a su vida diaria, y el querer dejar un impacto en el mundo.

4. Desarrollará mejor su creatividad.

En esta era donde predomina la tecnología, no debemos olvidar que un factor importante para el crecimiento de los niños es su contacto directo con la naturaleza y no solo con la computadora o celulares. Cuando no está rodeado de distractores constantes, se vuelven más creativos. Además de que la naturaleza puede ser una gran inspiración para ellos.

5.     Mejora la relación entre compañeros.

Al tener espacios verdes dentro de las instituciones, los alumnos prefieren y se les facilita realizar actividades al aire libre, tienen una mayor interacción con sus compañeros, y entablan mejores relaciones.

6.     Reduce el estrés.

El estar en contacto con la naturaleza reduce el estrés diario de los alumnos al mismo tiempo que ayuda a las personas a relajarse y ser menos agresivas. Asimismo, aumenta la posibilidad de sentirse exitoso en diferentes aspectos de la vida, ya que al tener una mejor actitud son capaces de pensar positivamente.

7.     Mejora la salud física.

Al tener un ambiente más fresco y natural se puede realizar ejercicio sin el miedo de enfrentarse a alguna decadencia física, lo cual nos ayuda a estimular el metabolismo, te hace más feliz, previene enfermedades cardiovasculares, así como de la obesidad y aporta más energía.

8.     Tendrán un mejor desarrollo cognitivo.

Las áreas urbanas se caracterizan por una red de infraestructuras artificiales construidas con mayores niveles de contaminantes. La exposición de los niños a estos contaminantes, como el aire y el ruido, se asocia con impactos perjudiciales en su desarrollo cognitivo, es por eso que el poder estar constantemente en áreas verdes, les permite estar en una zona de tranquilidad lo que los lleva a mejorar la concentración, salud mental y facilidad de aprendizaje.

La ecología se ha vuelto un tema muy relevante en los últimos años, es importante mantener educados a nuestros hijos acerca de lo necesario qué son las áreas verdes tanto para ellos, como para el planeta.

Nuestro Chester Palmer School, es un colegio que se preocupa por la ecología, ya que se encuentra ubicado en medio de zonas verdes, además de contamos con arboles grandes frutales que nos dan buena sombra y gusto al disfrutar de diferentes clases de mangos, lo que les permite sentirse inspirados y tranquilos. Y no solo eso, contamos con programas de conciencia ambiental que ayudará a reforzar el aprendizaje y a vivir de manera presencial el efecto que tenemos en el planeta.

whatsapp-en-linea whatsapp-en-linea pago-en-linea pago-en-linea